Solo menú, nada de carta

Por elemental prudencia, eliminó la tabla de ahumados de la carta.

Ordenó al chef que cortara más finas las patatas, y escribió paja donde antes se leía cerilla.

Y finalmente, pensando en sus clientes, puso en oferta los huevos rotos.

3 pensamientos en “Solo menú, nada de carta

  1. Estoy en una estación de esquí y acabo de comer en un hotel en el que me conocen mucho, el jefe de sala me ha traído la caja de puros con el café, porque me cuida muy bien los vicios, y ya le he dicho que se va a buscar la ruina. Él te los ofrece, tú los pagas con su buena cuota de impuestos que van a Hacienda, pero eso sí te lo tienes que fumar a la intemperie con riesgo de coger una gripe de mil pares de narices. Te digo yo que estos tíos, y tías, tienen carcel.

    Me gusta

  2. Eso te pasa por no ser previsor y no haberte ido a Andorra. Y si en el Valle de Arán siguen con sus delirios de querer independizarse de Cataluña (ya han empezado con lo del aranés), tal vez el día de mañana se pueda disfrutar de una buena sobremesa… Porque bajarse las pistas con un puro en la boca, no me parece, la verdad…

    Me gusta

Gracias por dejar un comentario.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s